Menos agentes de inmigración en Estados Unidos

En enero Trump firmó una orden ejecutiva pidiendo la contratación de 5,000 nuevos agentes para la Patrulla Fronteriza y 10,000 agentes adicionales para ICE.

Desde entonces este proyecto se convirtió en la bandera de su programa para arreciar contra indocumentados en todas las regiones del país, empezando en la frontera, donde la alta deserción de agentes está dejando su plan imposible de lograr.

El problema está en que los agentes se van más rápido de lo que pueden ser reemplazados. La baja remuneración, un proceso de contratación que requiere la superación de un examen de polígrafo  trabajar en lugares remotos a lo largo de la frontera son la principales razones para que sean muy pocos lo que quieren unirse a las filas de la Patrulla Fronteriza.